La vuelta al cole, ¿con o sin portabebés?

La vuelta al cole es como la Navidad o las vacaciones, una de esas fechas señaladas en la agenda con miles de colorines. La temida y esperada cita conlleva preparar muchas cosas físicas, pero a veces nos olvidamos lo más importante, como acompañar a la vuelta al cole a los más peques. Saber estar a su lado en esos momentos tan importantes de la forma que ellos lo van a necesitar.

Estrategias para la vuelta al cole

Os diré una cosa, el inicio de la escuela es un momento complicado para todos. Es como si nuestros bebés caducaran igual que los yogures y ¡bum! se hicieran niños de golpe. Muchos peques empiezan la escuela con dos años, sí, sí, con 2. El porteo será nuestro mejor aliado.
Es normal que un peque que empieza un curso escolar salga agotado y quiera brazos. Que no se asuste nadie, es normal. Los peques salen con hambre y sed jijij. Usar un portabebés como salvavidas os va a ayudar muchísimo a todos.

Los más peques a menudo van a la escuela con silla de paseo, que después los padres y madres se tienen que llevar para casa, ya que muchos colegios no disponen del espacio suficiente para guardarlas. Si usamos carrito el peque al verlo seguramente se siente y se tome la merienda sentado en la silla mientras andamos.

Con el porteo ganaréis espacio, ya que un portabebés lo podéis llevar en una bolsa de tela y no ocupan nada. Podéis llevar una mochila Toddler o un portabebés ligero por si se cansan. De ese modo, el peque seguramente merendará por el camino, podréis contaros cómo ha ido el día y si al cabo de un ratito dice que esta cansado y que lo cojas, sacas el portabebés, evitas el drama y llegas a tu destino. Mientras lo porteas lo puedes oler, acariciar y seguir con la narración de vuestro día.
Esta acción da al menor muchísima seguridad, sabe que puede usar el comodín del portabebés. Es probable que antes de finalizar el curso lleguéis a casa sin usarlo.

Más instinto y menos rigidez

En algunos colegios los maestros recuerdan en las reuniones que nuestros hijos ya van a la escuela y deben andar más rato, dando por hecho que el porteo desincentivará a nuestros pequeños exploradores en su motivación por descubrir el mundo a pie. Pues no. ¿Desde cuándo los humanos somos robots?

¿Estamos programados para entrar un día de septiembre en el colegio y salir y andar durante horas? No, la respuesta es rotundamente no.
Pero sabemos lo que necesitan, nos lo dice el corazón y ese instinto que debemos escuchas tantas veces. Aprenderán, andarán, evolucionarán y crecerán, y estaremos a su lado como sólo nosotr@s sabemos.

¡No encantará saber vuestra opinión! ¿Porteáis en la etapa de prescolar? ¿Usáis el portabebés en los trayectos escolares?

4 pensamientos en “La vuelta al cole, ¿con o sin portabebés?

  1. Yo usaba el portabebe el último curso de escuela siendo mi peque de noviembre, llegue al último trimestre y no quería ni verlo ni para ir ni para volver y estábamos a 1.2km de distancia, salíamos con mucho tiempo y le encantaba jugar a pillarme, ver las flores o los pájaros cantando… Al cole llegó claro está sin portabebes pero a veces me pide que ponga al hermano pequeño en brazos y a él en el portabebe porque está cansado, cuando lo hace llega a casa dormido y no me preocupa nada.

  2. Acabamos de comprar la mochila kokadi flyp Baby para nuestra bebé recién nacida ya no sólo por los beneficios que tiene portearla tan pequeña sino porque en 3 días su hermano mayor iniciara el cole y aunque lo tengamos relativamente cerca nos será más práctico ir sin el cochecito. Subir escaleras, poder ir cogido de la mano de el hasta la puerta y se sienta seguro… Tenemos muchas ganas de estrenarla.

    • ¡Genial! tener las manos libres para atender al hermano mayor es una de las grandes ventajas del porteo. ¡Feliz inicio de curso!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *