postaparto y porteo

Casa, porteo y postparto.

Cuando estamos embarazadas y vamos a las clases de preparación al parto principalmente nos explican cosas relacionadas con el parto. Algún consejo de los primeros días, como limpiar el cordón, signos de alarma, etc.…

Pero ¿qué pasa después, cuando llegas a casa con tu bebé? El otro día hablábamos con una clienta que nos decía que el postparto es el epílogo del libro que nunca lees. Y es cierto, el postparto está allí y nadie te explica como es.

Los primeros días, al estar en casa estamos acompañadas de nuestras parejas. Pero pronto nos quedamos solas en casa. Aquí está el problema por el que muchas familias os preocupáis. La solución es fácil: ¡el porteo! ¡A portear se ha dicho!! Muchas familias de las que venís a Kangura nos decís que necesitáis un portabebés ya que sino no podéis hacer nada en casa.
Es lo más normal del mundo que vuestr@ hij@ quiera estar con vosotr@s las 24 horas del día. Os necesita, poneros en su lugar y lo entenderéis.

La solución es el porteo. Portear dentro de casa os ayudará a tener un postparto mucho más plácido.
El porteo dentro del hogar es muy satisfactorio. Hay mujeres que solo porteando ya notan como se les contrae el útero, como con la lactancia materna.

Los padres y las parejas no lactantes disfrutan muchísimo del porteo porqué que es su momento. Ese mágico momento en que el bebé se duerme y están envueltos el uno con el otro formado una sola unidad. Este momento es ideal para que la mamá pueda descansar, darse una ducha, comer, etc…
Al disminuir el llanto del bebé durante el porteo también estaréis mucho más relajados y todos descansareis más.
El postparto no es un camino de rosas, pero os podemos asegurar que con el porteo todo, absolutamente todo, es más fácil y llevadero.

¡Que levante la mano quien no ha ido al baño con su bebé en el fular!!

Feliz porteo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *